19, diciembre de 18
En blanco En blanco
I. Ávila y los vettones hace 2500 años
− Los castros
− Los cementerios
− Señores de pastos y ganados
− Los verracos
− Las ciudades vettonas y Roma
II. Castros vettones más importantes de la provincia de Ávila
III. Toros y verracos emblemáticos
IV. Catálogo de esculturas de la provincia de Ávila
V. Lecturas recomendadas
VI. Exposición Vettonia. Cultura y Naturaleza
VII. Exposición Temporal. El descubrimiento de los Vettones
VIII. Rutas Arqueológicas de los Vettones
IX. Fondos de Escritorio, Vettonia - Cultura y Naturaleza
I. Ávila y los vettones hace 2500 años
Los castros
... anterior
- Pulse para ampliar esta Fotografía
No es fácil calcular la altura original, pero algunos castros salmantinos conservan tramos de 4 e incluso 6 m. Es posible que el remate estuviera realizado en madera, con una empalizada o postes entrelazados con ramas y palos. El trazado de las murallas se adaptaba muy bien a la morfología del terreno y a veces se acompañaba de imponentes bastiones defensivos, sobre todo en las inmediaciones de las entradas. Los vemos por ejemplo en los castros de Las Cogotas (Cardeñosa), Yecla la Vieja (Yecla de Yeltes) o Las Merchanas (Lumbrales). Estos sistemas defensivos aprovechan al máximo los tiros cruzados, al tiempo que actúan como refuerzo arquitectónico y dan estabilidad a toda la fortificación.
Las puertas de los castros presentan una organización relativamente homogénea. El esquema habitual ofrece dos tipos bien reconocibles: en embudo y en esviaje. El primero es el más repetido y se formaliza mediante la abertura que ofrecen los dos lienzos de la muralla al incurvarse hacia el interior, formando un callejón en forma de embudo más o menos pronunciado. La estructura es sencilla pero admite variantes. A veces los extremos de la muralla quedan rematados por uno o dos bastiones proyectados hacia el exterior para permitir su defensa frontal, formando un pequeño callejón en embudo; así acontece en Las Cogotas, el Raso (Candeleda), La Coraja (Aldeacentenera) y en los dos primeros recintos de La Mesa de Miranda (Chamartín). Por el contrario en varios castros salmantinos, en el tercer recinto de La Mesa de Miranda y en Ulaca (Solosancho), los tramos de muralla se sobreponen. Es decir, tenemos una puerta en esviaje: los dos lienzos adoptan en la entrada una posición paralela dejando un espacio libre entre ambos para pasar. Las estructuras defensivas en sí no ofrecen indicios cronológicos fijos y han de encuadrarse en el período en el que estuvieron habitados los castros, a lo largo de la Segunda Edad del Hierro (ss. V-I a.C.). Lo que no obsta para que la organización en esviaje, más compleja frente al simple engrosamiento en embudo, pudiera corresponder a un momento relativamente tardío, coetáneo de las guerras con Roma.
- Pulse para ampliar esta Fotografía
En ocasiones la muralla iba precedida por uno o varios fosos de anchura variable. Pero la presencia de dicho sistema defensivo es bastante minoritario, tal vez por hacerlo innecesario los escarpes naturales de los ríos que discurren en su entorno. Más comunes son los llamados campos de piedras hincadas, que repetidamente llegan hasta la base de los muros. Se trata de amplios espacios literalmente sembrados de piedras, frecuentemente puntiagudas y de aristas cortantes, dejando pequeños intervalos entre unas y otras, y colocadas siempre en las zonas vulnerables del poblado, es decir, en las inmediaciones de las puertas. Al no dejar ningún espacio libre entre ellas y las murallas, estas barreras no tenían como finalidad el impedir o dificultar los ataques de la caballería. Sólo pueden tener sentido para entorpecer la arribada en tromba de atacantes a pie, y lógicamente se sitúan en los sectores de más fácil acceso. Tal sistema defensivo se extiende desde el noreste de la Península Ibérica y el núcleo soriano hasta las regiones más occidentales de la Meseta y el Noroeste. Casi un tercio de los castros de Ávila y Salamanca conoce este sistema defensivo, pudiéndose advertir dos focos entre los vettones: el abulense del valle Amblés y el salmantino en torno a los ríos Yeltes/Huebra y Agueda.
siguiente ...
www.diputacionavila.es | ® Aviso Legal